Leyenda de Medina Azahara

medinazahara3_tonemapped

Aquella mañana al-Zhara, la concubina favorita del califa omeya Abderramán II se había despertado repentinamente en medio de un sueño. Desde que el sultán de Córdoba había decidido trasladarse desde Granada para crear allí un califato independiente de Bagdag, Al- Zhara añoraba la ciudad nazarí: su suave clima, el olor de las flores, las huertas, los jardines y albercas y las nevadas montañas de las Alpujarras. En su sueño, al-Zahra soñaba que paseaba por un maravilloso jardín, con su cuerpo envuelto en finas y ricas sedas y su dorado cabello acariciado por el viento, mientras el aroma del almizcle llenaba el aire. Pero se encontraba en un lugar de donde no podía huir. Pertenecía a aquel mundo y a su señor, el califa Abderramán…… (Ver Leyendas)

About these ads